Ideas sueltas. No leer si ni se quiere calentar el coco.

>> miércoles, febrero 15, 2006

No quiero que nadie se preocupe, suelo poner mis pensamientos en voz alta, porque me gusta pensar con los demás. Después tengo muchos amigos que me comentan sus cosas por el mensajero. Hace muchos años, me quedaba con un amigo a hablar de pensamientos hasta las tantas de la mañana... cosa que ya no ocurre, porque nadie quiere pensar o no quiere "peder" el tiempo: ni siquiera yo mismito. Con respecto al "post" de Haibane Renmei:

  • SOBRE DEPENDECIA DE AMIGOS: Juan me ha dicho que necesitaría un grupo de amigos de los que depender. Pero el problema es que después de la Uni la gente resulta muy dificil, e incluso los que hay en su momento se desmembranan.
  • SOBRE UN AMIGO: Yo digo que un amigo es el que se presenta en tu casa para estar un rato contigo, sin esperar nada a cambio. Un amigo no es el que te escucha, es el que te habla: Busca estar contigo para llenar su corazón, y no el que escucha tus problemas, ya que todos tenemos problemas y nadie puede abarcar los nuestros. En definitiva, un amigo es el que necesita de ti por ser tú, y no cualquier persona. ¿Y es un amigo el que te escucha? No: esa es la razón por la que tu eres su amigo, no por la que él es tu amigo.
  • SOBRE LA DISTANCIA ENTRE LA MENTE Y EL CORAZÓN: Se bien lo que pienso, pero mis sentimientos van por el lado opuesto. Normalmente ganan el pulso los sentimientos, luego la incoherencia de mi mente con mis sentimientos es lo que me hace creerme infeliz.
  • SOBRE QUÉ BUSCAMOS: Por Celeste, puedo concluir en parte que si sufro es por no poder alcanzar el Amor.
  • SOBRE LO QUE LE DIO VUELTAS: Sufro por creerme en soledad... pero a la vez quiero estar solo. Es un circulo, un lazo: ¿Tengo alguna forma de salir? Podría salir por mí mismo o por los demas. Por pedir ayuda a los demás decido por mi mismo y los dem´s deciden porque me ayudan.
  • Otro circulo cerrado es el pensar que alguien no me fallará nunca: nada es para siempre, las situaciones y las personas cambian. No puedo esperar que nadie me abandone jamás cuando pienso que nada es para siempre. Luego debe aprender a confiar en alguien aunque sepa que no estará conmigo para siempre... excepto en mi alma.

Publicar un comentario en la entrada

Usted ha solicitado comerse un sugus. Inserte su motivo:

Sugus de Piña... desde 2004

Volver al PRINCIPIO