Convertir la inocencia en maldad

>> viernes, julio 17, 2009

Quizás ésta parezca una entrada sensacionalista, pues voy a utilizar una situación usando un ejemplo: Michael Jackson. Ha coincidido que ahora "está de moda", pero no es el caso. El motivo es que a él le pasaron cosas con las que yo me identifico. Y no es precisamente por fama o dinero. Sino por forma de ser.

Mantener la inocencia es algo difícil. A Michael le gustaban los niños. Hasta tal punto que le gustaba dormir con ellos. Y yo esto lo veo inocente. De hecho lo veo tierno y me gusta. Incluso llego a gastar una fortuna para que niños -sobre todo los enfermos- pudieran disfrutar de un parque de atracciones.

Pero en este mundo imperfecto, la inocencia debe ser erradicada. Además, es facilísimo darle la vuelta a la tortilla. Podemos decir que es un pedófilo, y que cualquier roce con un niño era una acto de degeneración sexual. Podemos tener problemas monetarios, y al haber mandado a nuestro hijo con Michael, hacerle hundir con acusaciones con tal de resolver los problemas propios a base de talonario.

Y llegado el momento se resuelve y se ve que es mentira (o no). Que realmente hay personas que creen que se resuelven sus propios problemas destruyendo con maldad la inocencia.

Michael entra en depresión. Le gustaba hacer una cosa inocente y se la han convertido en algo obsceno. Aunque los culpables pidiesen perdón, aunque en un gesto utópico se reconociera toda su inocencia a nivel mundial y todas las personas viesen la verdad... él seguiría deprimido. Porque has causado un derrame de amor en el alma. Has hecho que esa persona tenga miedo de amor a su manera... y la única opción que le queda es el encerramiento en sí, el aislamiento y unas ganas tremendas de que pase el tiempo para que la gente te olvide.

Una forma horrible de provocar la condena de una persona. Condenado a no amar. Condenado a aislarte porque si amas... te hacen más daño. Será por eso que el mundo prefiere quitarse la inocencia e intentar aislarse para no tener que amar: es más fácil.

He hablado de Michael como lo podía haber hecho de ti o de mi*. Convertir los problemas de uno en un ataque a la inocencia de otros no resuelve los problemas: los oculta y encima haces el peor daño que se le puede hacer a una persona: obligarle a no amar.

*Cinco veces en mi vida han juzgado mi inocencia. La única cura para el alma que encontré fue cambiar de situación (que no de ideas), y empezar de nuevo.

2 han cogido un SUGUS:

Baleog viernes, julio 17, 2009 1:00:00 p. m.  

Muy buen párrafo. A mí tb me lo han hecho alguna vez. Pero he descubierto que la solución no es encerrarse. Si no luchar, arañar y morder a aquél que trate de destruir tu inocencia. Luchar para no perder años en depresiones hace que estés siempre listo para que te puedan abofetear ambas mejillas. Suena contradictorio, pero si te fijas bien no lo es.
Claro que, esto es lo que me ha funcionado a mí. Puede que para otras personas no funcione de la misma manera. Si ves que te vuelve a pasar eso, reune a la gente que te quiere, que seguro que somos más de uno y "neutralizamos con amor" a quien haga falta :)
Un abrazo.

Nachete sábado, julio 18, 2009 2:52:00 p. m.  

Mmmmmmmm

hemos hablado mucho de este tema.

Y sabes cuál es mi respuesta, sr Sugus: eres un modelo para mi, en muchas cosas, pero sobre todo en tu forma y capacidad de amar.

Así que, por favor.... no pierdas la inocencia ni la capacidad de amar, porque si ese día llega, el mundo será un lugar un poco más gris y triste.

Por cierto... para que luego digan que hay más odio que amor: http://ermigueblog.blogspot.com/2009/04/amor-odio.html

Publicar un comentario en la entrada

Usted ha solicitado comerse un sugus. Inserte su motivo:

Sugus de Piña... desde 2004

Volver al PRINCIPIO